domingo, 8 de enero de 2012

2012, año del Dragón de Agua

2012, el gran año.


El año del Dragón de Agua.

El Dragón () es la criatura mágica, el mito. Es un símbolo de buena fortuna y poseedor de un gran poder. En las culturas milenarias orientales, el Dragón es considerado un animal de buena suerte, una bestia divina, al contrario que en Occidente donde carga con mala fama y ha sido perseguido y aniquilado en libros y leyendas.

En China, los dragones se asocian con la fuerza, con la salud, con la armonía, y con la buena suerte; son colocados encima de puertas o encima de los techos para desterrar a los demonios y espíritus malignos. En la antigua China era considerado como el guardián de los tesoros, así también de la sabiduría.

Etimológicamente la palabra dragón deriva del latín dracon, una palabra que significaba serpiente, que a su vez provendría del término griego que traduce como aguda visión del futuro.

El año del Dragón de Agua (es decir, de acuerdo con el horóscopo chino corresponde a un año del dragón, más el elemento agua) comienza el 23 de enero del 2012 y culmina el 9 de febrero 2013. El frecuentemente impetuoso dragón se ve aplacado por el líquido vital que le ayuda a canalizar su entusiasmo y energía y lo hace prudente y paciente.


El Dragón de Agua, nos trae energías de Cambios y Prosperidad, según Mónica Koppel, coautora del libro “2012 Año del Dragón de Agua”, augura un tiempo en el que la sociedad tendrá la necesidad de reorganizarse y reestructurarse. Será un año que nos sacudirá para retomar el interés en el bienestar común, un año que nos obliga a promover unión o búsqueda de justicia. Afirma que este será un año para ser solidarios y trabajar en conjunto.

Nos trae nuevas experiencias, un año donde la sabiduría será muy apreciada y la adaptación necesaria. Siempre los dragoncitos auguran un cambio de orden, un volver a empezar, lo que nos da alas para creer que el año siguiente será muy positivo.

Nos invita a reinventarnos, a buscar un nuevo camino. La imaginación, que ha quedado un poco detenida en parte por el fenómeno de la globalización, tiene que volver a ganar terreno.

Se trata de un año de cambios y grandes oportunidades, de experiencias y, por lo tanto, muchos de esos cambios pueden traducirse en fenómenos naturales de gran envergadura.

Para esto es primordial que estemos preparados para no caer en pánico o desesperación. Por el contrario, las experiencias del dragón de agua implican actuar con sabiduría y aprender a adaptarse al cambio.
Precisamente el elemento agua suaviza un poco lo impulsivo e intenso de este signo, por lo cual los cambios y desastres que se presenten no deberían ser tremendos.

Para estar preparado para este Año del Dragón, se recomienda buscar fuerzas en lo espiritual y tender hacia el optimismo y a las energías positivas y creadoras, practicar el desapego de la maquinaria que nos aleja de lo esencial y  volver al diálogo, al encuentro personal, a retomar la comunicación humana.

En este sentido este año es aconsejable para iniciar nuevos proyectos en diversos ámbitos, como apostar por una nueva oportunidad laboral, adaptándonos a las nuevas realidades. Será un periodo lleno de oportunidades para los que sepan verlas. 

Así mismo este año, esta desequilibrado ya que solo tiene energía de agua y de madera, lo que significa que será un tiempo muy creativo, imaginativo y fluido pero sin empuje. Es un año que no tiene nada de fuego. 

Para equilibrar la carencia del elemento fuego, que es el que da empuje para que los proyectos, ideas y más se desarrollen, se recomienda poner fuego: literalmente estando delante del fuego un rato cada día, manteniendo alguna vela encendida en casa a diario, llevando prendas rojas en el vestir, dejándose arrastrar (de vez en cuando...) por la ira y los enfados, exponiéndose al sol tanto como se pueda.

Un gran año para aprovechar las oportunidades que se nos presentan, y sobre todo aprovechar la oportunidad de deshacernos de estructuras caducas y obsoletas que nos limitan en nuestro desarrollo individual y de comunidad.


¡Buen año del Dragón de Agua!

También te puede interesar: