jueves, 31 de mayo de 2012

SAGITARIO Estudiante/Maestro/Enseñanzas

Hace algunos días que no publicamos el siguiente signo de la entrega sobre la evolución espiritual de ser, por medio de cada uno de los signos del zodiaco, escritos por Gururattan Kaur Khalsa
Así que como ya toca, hoy compartimos la primera parte de SAGITARIO.


SAGITARIO 
ESTUDIANTE/MAESTRO/ENSEÑANZAS
Por Gururattan K. Khalsa


SAGITARIO; LA MENTE SUPERIOR

Sagitario es el signo de la mente superior. Sagitario desempeña un importante papel en lo que creemos que es falso y cierto. Creencias, paradigmas y formas de interpretar el mundo son el territorio de Sagitario. Nuestro sistema de creencias determina lo que creemos posible, lo que consideramos verdadero, y lo que nos aporta significado. Nuestras experiencias, como reaccionamos ante ellas y nuestra habilidad para percibir y crear están delimitadas por cómo de abiertas son nuestras mentes. Nuestra forma de interpretar el mundo delimita lo que reconocemos y percibimos del infinito campo de posibilidades del universo. Es el sistema de referencia de nuestras mentes lo que altera e influye nuestra visión y por tanto nuestro sendero y la naturaleza de nuestro recorrido.

El Sagitario en cada uno de nosotros busca una experiencia de la mente superior, donde nuestra Alma, no nuestros limitados deseos humanos, nos muestre la completa escala de nuestro potencial, nos conecte a la verdad Universal y nos alinee con el significado espiritual de la existencia.


SIMBOLOGÍA DE SAGITARIO

El centauro, medio caballo, medio hombre y el signo más antiguo de Sagitario. En tiempos más recientes, el Sagitario se ha representado como un Arquero o Caballero de armadura reluciente montado en un caballo blanco. La flecha es el pictograma o símbolo astrológico.
Estos tres símbolos encarnan los tres niveles de conciencia de la energía de Sagitario. Hemos definido estos niveles en artículos previos como;
  1. guiados por personalidad o DORMIDOS,
  2. despertando a la relación Alma-personalidad o DESPERTANDO y
  3. guiados por el Alma o DESPIERTO.

Sagitario es un signo muy humano que lucha para librarse, y al mismo tiempo integrar su mente con, su cuerpo y deseos instintivos. Al final, Sagitario debe encarnar y abrazar su naturaleza humana. Ya que, como muy bien aclara el símbolo del centauro, el cuerpo y la naturaleza animal de la bestia es una parte integral de la identidad de Centauro. Es Centauro está atado a la Tierra, de la cual también recibe su poder. Inherentemente, Sagitario sabe que hay más. Sagitario siempre está intentando experimentar una realidad espiritual más expandida y una identidad propia plena.

El Caballero o Arquero representa el Sagitario que está despertando. El Caballero está montando en caballo, es decir, el Caballero tiene su naturaleza animal bajo control. Conoce la diferencia entre sus instintos y su mente. El Caballero con su arco y flecha preparados es un mordaz y concentrado discípulo de la Verdad.

La Flecha y el Arco representan el Sagitario despierto. La flecha es una metáfora sobre el claro rayo de Luz que es liberado a través del tercer ojo del iniciado que ha llevado su mente el punto de neutralidad más allá del los balanceos positivos y negativos de la dualidad de la mente racional. Como mencionamos anteriormente, el territorio de Sagitario es la mente superior. Es una búsqueda real para alcanzar el estado de conciencia donde experimenta la Luz en su mente. Es porque esta Luz expande su conciencia. Es la Luz Espiritual que le muestra la Verdad, revela su destino, orienta sus esfuerzos, y desarrolla el sendero de su destino.


SAGITARIO BUSCA LA LUZ DE LA CONCIENCIA

Sagitario busca conciencia. El ardiente deseo de Sagitario es primero ver y después ser guiado por la Luz. Es la Luz de la conciencia lo que le revelará su propósito y el sendero de su destino. Con una clara visión de su objetivo, puede orientar su energía para alcanzar sus espléndidos objetivos. El sendero de Sagitario consiste en descubrir su propósito en esta vida. A pesar de ello el descubrir el destino de uno no es una sencilla tarea. Descubrir el propósito de uno requiere preparación. Sagitario debe adquirir antes una nueva visión de sí mismo. Primero debe resolver su inherente dualidad humano-animal. Sagitario debe integrar sus seres instintivos y espirituales. Dado que los dos aspectos del ser están fundidos o unidos, integración y conexión son la única forma de trascender esta inherente dualidad.

Para Sagitario esta integración debe estar dirigida por la mente. El deseo desenfrenado del Sagitario adormecido controla y usa la mente para sus propios fines. El Sagitario adormecido no puede entender la diferencia entre, o definir la relación entre la naturaleza de su deseo animal y su mente. El Sagitario que está despertando debe entrenar su mente para sintonizar con escuchar y eventualmente dejarse guiar por sus instintos.

En una personalidad adormecida, los instintos se presentan como insaciables deseos bajos de los debemos abstenernos o al menos contener. Sagitario debe trascender esta interpretación experimentando directamente la naturaleza de sus propias energías. Sagitario debe descubrir que el fuego de su pasión no es sino una versión más densa del fuego de la Luz en la mente. Cuando esta conexión es de hecho experimentada, la energía terrestre más densa sirve como fuente de energía que:
1.    conecta el cuerpo con la mente,
2.    libera la mente hacia la luz, y
3.    provee una fuente de energía vital que impulsa el cuerpo para servir el propósito superior.


EL SENDERO DE SAGITARIO

El Sagitario que está despertando está dedicado a encontrar su propia verdad interior. El aventurero Sagitario busca muchas experiencias, ya que a través de experiencias subjetivas colecciona el conocimiento que lleva a una realidad personal más conciente. El fuego de la iluminación es obtenido de sus experiencias terrestres. Sagitario enseña que el entendimiento llega a través de la experiencia.

Sagitario es conocido por su entusiasta forma de vivir. Nada puede disuadirlo en su tenaz búsqueda del Sagrado Grial, que para Sagitario es la Luz en su propia mente. Sagitario debe aprender a usar su conocimiento y sabiduría sensatamente. Debe templar su ansia de compartir, enseñar y elevar con la sabiduría del silencio. Sagitario debe aprender a realizar juicios acertados y un uso apropiado de las energías mentales. El Sagitario inmaduro puede liberar sus flechas en el momento inapropiado. Tiros esquivos pueden provocar malos entendidos, objetivos inalcanzados y una misión abortada. La Verdad innata, la cual Sagitario encarna, es revelada solamente después de haber refinado su puntería y haber intuitivamente percibido el Planeamiento Divino, alineándose con ésta[1].

Para adquirir y mantener su mordaz concentración y acceder a la Luz de su ojo interior, Sagitario debe armonizar todas las partes de sí mismo e integrarse con todas sus energías. Para alcanzar este punto de síntesis, Sagitario debe ser guiado por este sendero de la mano de su intuición. Para ser guiado por su intuición debe estar en contacto con y hacer caso de los mensajes de su ser instintivo. Desarrolla su intelecto hacia una expresión superior haciéndose conciente de sus percepciones intuitivas e instintivas de la verdad[2]. Haciendo esto no solo obtiene información que le es de gran valor, sino que también entabla amistad con y honra su naturaleza animal. Durante este proceso Sagitario integra sus energías mentales con sus fuerzas instintivas y el caballo y el hombre se convierten en una unidad completa.

Sagitario encarna la Sabiduría de los Tiempos. Sagitario traduce la Verdad en filosofías humanas y pautas significativas. Para adquirir el poder de conocer la Verdad y traducirla a Sabiduría, Sagitario debe perseguir con concentración la visión de curación planetaria y unificación y dedicarse al Plan Superior. Sagitario esta capacitado para actuar para el bien superior cuando aprende a arraigar su idealismo y altruismo usando pragmatismo terrestre.


LA SECUENCIA DEL ZODIACO

Cada signo del zodiaco es una metáfora referente a una fase del sendero espiritual humano. Libra cultiva el punto de neutralidad interior, que conecta su cabeza con su corazón. Escorpio se hace cargo de conflictos interiores para que pueda despejarse para su viaje y vigorizarse a sí mismo domando sus demonios interiores. Sagitario adquiere perspicacia mental para poder concentrarse en sus
objetivos. Escorpio vive en el submundo. Sagitario se desenvuelve por los planos terrestres de la Tierra. Sagitario desarrolla la sintonización espiritual y define sus aspiraciones, las cuales son necesarias para que Capricornio pueda ascender a la cúspide de su destino.


EL ALEGRE SIGNO DE FUEGO

Júpiter es el planeta asociado con Sagitario. Júpiter permite y facilita la expansión. Júpiter es conocido como el Planeta benevolente. Júpiter anuncia oportunidades y trae la buena fortuna. Sagitario suele ser optimista, ansioso, alegre y juguetón. Sagitario es un signo de fuego, el cual es asociado con la intuición, espíritu y Luz. Los signos de fuego, Aries, Leo y Sagitario, tienen una innata sensación de individualidad e identidad propia. A menudo tienen una ilimitada vitalidad y confianza en sí mismos. Su entusiasmo no proviene de lo que han alcanzado, sino de su auto-estima y pasión por la vida misma. Los signos de fuego poseen una fuerte fuerza de voluntad y están motivados por una profunda sensación de propósito. En los ojos de Sagitario, el mundo ofrece una infinidad de posibilidades para explorar, entender, expandir y descubrir significado.


IRRESPONSABILIDAD; EL SAGITARIO ADORMECIDO

El Sagitario adormecido puede actuar indiscriminadamente, verse atraído a excesos y ser dogmático y criticón. Sus impulsos y deseos controlan su mente. Y ni siquiera es conciente de que esto es así porque su naturaleza instintiva y energías mentales no están integradas o ni siquiera son concientes.

El Sagitario adormecido a menudo está ocupado de forma impulsiva, dado que el fuego de su mente siempre está activamente creando deseos para ser satisfechos, cosas por hacer, objetivos que perseguir. Sus energías emocionales están alocadas, usando y consumiendo sus fuerzas vitales. Sus aventuras se ven iniciadas por una necesidad inconsciente e impulsiva de actividad y satisfacción. Usa su fiera mente para crear ideales poco realistas para justificar y racionalizar sus imprácticas actividades. El Sagitario adormecido tiene impulso y motivación, pero es irresponsable e indisciplinado. Malgasta su energía en actividades frívolas y poco realistas[3].


PROPÓSITO; EL SAGITARIO QUE ESTÁ DESPERTANDO

El Sagitario que está despertando se hace conciente de que debe domar e integrar sus energías mentales e instintivas. Se da cuenta de que para que sus aventuras exteriores traigan significado a su vida, debe hacer su viaje interno la primera prioridad. Su verdad interior debe guiar sus actividades y definir su misión en el mundo físico. El Sagitario que está despertando debe aprender cómo enfocar su energía vital. La tarea del arquero no es la de dominar su caballo, sino la de aprender a co-crear con el, de dejarle que le guíe hacia delante en su misión. Para hacer esto debe respetar su naturaleza animal, tratarla bien, entablar amistad con ella y de hecho amarla. Esto es una necesidad absoluta, ya que la fiera naturaleza instintiva del animal es a la vez el carburante de su vida y la mayor parte de su intuición. Sólo cuando su caballo llega a ser un aspecto estable e integrado de sí mismo será capaz de mantener una actitud sólida, mantener una mano firme, y mordaz y concentradamente visualizar y certeramente apuntar su flecha hacia su objetivo.

La razón de ser de Sagitario es;

1.    la definición de su propósito,
2.    la orientación conciente hacia su objetivo, y
3.    la adquisición de la disciplina y el arraigo necesario para lograr alcanzar sus objetivos en el mundo material.

Sagitario es guiado por su visión. El deseo más ardiente del Sagitario que está despertando es la de definir su visión, establecer su propósito en la vida y decididamente apuntar su flecha hacia el sendero de su destino. El despliegue de la realidad de Sagitario es el Sendero que le lleva hacia su objetivo.


DESTINO; EL SAGITARIO DESPIERTO

Destino es el deseo del Sagitario despierto. Su energía de deseo emocional es transformada en la Luz de la intuición, la cual guía su camino con claridad. El Sagitario despierto se identifica con su Alma a través de su mente superior. El Sagitario despierto domina la mente y su conocimiento se convierte en Sabiduría. Sagitario el estudiante emerge como Sagitario el maestro, el visionario y el profeta.
Sagitario el maestro eleva a otros y les motiva a seguir su sendero y el Plan. El visionario inspira a ciudadanos Planetarios a cometerse a objetivos humanitarios. El profeta lleva el mundo hacia un propósito universal, despertando la humanidad a una sensación expandida del Ser y el colectivo. Sagitario es lo suficientemente sabio para saber que no puede iniciar a otros, pero es lo suficientemente carismático y dedicado llevar a sus estudiantes a las Puertas de su propio sendero y destino.


continuará... 


También te puede interesar:





[1] "Soul-Centered Astrology", Alan Oken, The Crossing Press, Freedom, CA, 1990.
p. 216-217.

[2] Oken, pag. 218
[3] Oken, pag. 220